jueves, 7 de julio de 2016


Como os comentábamos el Martes, la nave Juno ha llegado a Júpiter para situarse en su órbita. Con las siguientes imágenes animadas podéis comprender algo más su cometido.

Se ha situado a algo más de 4.000 kilómetros del manto de nubes del planeta, convirtiéndose en la nave que más se ha acercado a él. Además, también será la primera en operar dentro de sus cinturones y la primera en llegar tan lejos funcionando con energía solar.

La sonda se programó para desviarse de nuestra órbita realizando recorridos cada vez más amplios. Se utilizó la gravedad de la tierra para acelerar la velocidad de Juno.



Júpiter tiene le campo magnético más grande y más fuerte de todos los planetas del Sistema Solar. Es capaz de atrapar considerables cantidades de materia a gran velocidad. El hecho de comprender como funciona este campo magnético ayudará a entender cómo se formó el Sistema Solar.
Además, Júpiter se encuentra en un entorno altamente radiactivo, el más duro del Sistema Solar. Júpiter tiene unos cinturones radiactivos que la nave tuvo que atravesar. La NASA afirma que insertar a Juno en su órbita es todo un hito.


Durante el proceso de inserción en la órbita la nave realizó una maniobra de desaceleración ya que iba a 1.950 kilómetros por hora. Esta maniobra duró 35 minutos y antes de iniciar la fase científica la Juno dará dos vueltas elípticas de 53 días de duración para ahorrar combustible. Posteriormente iniciará su periplo científico dando más de treinta vueltas de 14 días cada una.

Durante las vueltas que dará entorno al planeta se irá adentrando en sus cinturones de radiación. Durante ese ciclo sufrirá el equivalente a 100 millones de radiografías dentales. Finalmente se autodestruirá en febrero de 2018 volando hacia el interior del planeta.


Fuente: Actualidad.RT.

0 comentarios :

Publicar un comentario