viernes, 27 de noviembre de 2015


La Luna presenta en la actualidad 5⁰ de desviación en su órbita con respecto al plano orbital de la tierra. Este dato se sabe tras tantos siglos de observación detenida de nuestro satélite. Ahora los astrónomos Kaveh Pahlevan  y Alessandro Morbidelli han realizado simulaciones por ordenador y han llegado a la conclusión de que esta desviación podría deberse a la acción de algún cuerpo planetario con el cual interactuase en el pasado sin llegar a entrar en contacto físico, por su campo gravitatorio. Se puede observar de manera más gráfica en la siguiente imágen.
 
Fotografía: Robin Canup / Nature.
Sabemos, o más bien aceptamos, que la Luna está formada de un fragmento que se desprendió de la Tierra al colisionar algún cuerpo celeste con esta. Lo lógico habría sido que este fragmento que ahora es la Luna se hubiese quedado en el plano ecuatorial de nuestro planeta, pero está situado con una desviación de 5⁰.  Esta desviación es la causa de que solo se produzcan los eclipses en dos puntos de su trayectoria.

“La órbita lunar que observamos actualmente se puede reproducir a partir de la interacción con una pequeña cantidad de masa (aproximadamente de 0,0075 a 0,015 masas terrestres, que pudo acabar incorporándose a la Tierra) transportada por unos pocos cuerpos, de acuerdo con las limitaciones y lo que dicen los modelos", señalan Pahlevan y Morbidelli.

En cuanto a las anteriores teorías: “Los modelos anteriores sobre el origen de la inclinación de la Luna se basan en procesos complejos que implican una resonancia gravitatoria periódica con el Sol o de la Luna con su disco precursor, en ambas casos con bastantes limitaciones para tener éxito; pero el nuevo mecanismo es más mucho más sencillo”, valora la astrofísica Robin Canup, del Southwest Research Institute (Boulder, EE .UU.).

Fuente: Agencia SINC.

0 comentarios :

Publicar un comentario